“El Testimonio de la Buena Profesión”

“El Testimonio de la Buena Profesión”

Lectura bíblica recomendada: 1 Timoteo 6:11-14

Introducción

A. La lectura cuidadosa del proceso de Jesús ante Pilato revela cuál fue el “testimonio de la buena profesión” que dio.

B. Este fue el mismo testimonio/confesión de Pedro (Mateo 16:16) y de Timoteo “delante de muchos testigos”.

Exposición

I. Cuál es la importancia de la confesión de Jesús ante Pilato?

A. Si Jesús no hubiera confesado esto, muy probablemente no hubiera muerto durante la Pascua (Marcos 14:1-2,55-56,61,64).

B. Jesús dio testimonio de Sí mismo por el bien de aquellos que Le negarían (Marcos 14:66-72; Hechos 3:13; 2 Timoteo 2:12-13).

II. ¿Qué pasa si nosotros no confesamos a Jesús?

A. No podemos ser salvos (Romanos 10:10).

B. Tenemos el espíritu del anticristo (1 Juan 2:22-23; 2 Juan 7).

C. Él nos negará (Mateo 10:32-33; 2 Timoteo 2:12; 2 Pedro 2:1).

III. ¿Cómo debemos confesar a Jesús?

A. Debemos confesarle con nuestra boca (Romanos 10:8-10).

B. Debemos confesarle con nuestras acciones (Hechos 19:18; Tito 1:15-16).

C. Debemos confesarle a pesar de cualquier o toda oposición (Juan 9:22; 12:42-43).

Conclusión

A. El testimonio de Jesús ante Pilato hizo que nuestra salvación fuera una posibilidad, pero se necesita nuestra confesión ante Él para que se haga una realidad en nosotros.

B. Para confesar a Jesús, primero debe negarse a sí mismo (Lucas 9:20-23).

C. Una vez que haya hecho esta confesión, no se dé por vencido por nada (Hebreos 4:14; 10:23).

“Por la Palabra”

“Por la Palabra”

Abriendo las Escrituras

Abriendo las Escrituras