El Lugar de la Salvación

El Lugar de la Salvación

Lectura bíblica recomendada: Éxodo 12:21-23

Introducción

A. Cuando Pedro dijo a los judíos que por el nombre de Jesús el hombre cojo podía caminar, añadió que la salvación no era posible en ningún otro nombre (Hechos 4:12).

B. Independientemente de lo que los hombres digan, Jesús nos dice que no tenemos esperanza de salvación sin Él (Juan 8:24; 14:6).

Exposición

I. Dios siempre ha designado un lugar específico para la salvación.

A. Cuando destruyó el mundo con un diluvio global, los únicos que se salvaron estuvieron dentro del arca de Noé (Génesis 7:23).

B. Cuando hirió a los primogénitos en Egipto, los únicos que se salvaron estuvieron en las casas a las cuales se había aplicado sangre (Éxodo 12:21-23).

C. Cuando destruyó Jericó, los únicos que se salvaron estuvieron dentro de la casa de Rahab (Josué 2:18-19; 6:17).

II. ¿Dónde ha designado Dios el lugar de salvación hoy?

A. Hoy encontramos salvación solamente en Cristo (Hechos 4:12).

B. La única manera de llegar a estar en Cristo es a través del bautismo (Gálatas 3:26-29).

C. Dios añade a todos los salvos a la iglesia (Hechos 2:38-41,47).

D. Esta es la iglesia que Jesús edificó (Mateo 16:18) y que Le honra como su único Soberano (Efesios 1:22-23).

Conclusión

A. No hay nombre como el de Jesús (Filipenses 2:9), y no hay salvación en ningún otro nombre (Hechos 4:12).

B. Pero no es suficiente invocar el nombre de Jesús; es necesario que hagamos la voluntad de Dios (Mateo 7:21).

C. Si Dios cerrara la puerta del lugar de la salvación hoy, ¿estaría usted dentro o fuera?

La Manera de Conservar la Estabilidad

La Manera de Conservar la Estabilidad

El Fundamento del Gozo

El Fundamento del Gozo