La Manera de Conservar la Estabilidad

La Manera de Conservar la Estabilidad

Lectura bíblica recomendada: Deuteronomio 11:8-9

Introducción

A. Deuteronomio contiene instrucciones sobre la manera en que el pueblo de Dios debía conducirse en Canaán si deseaba permanecer allí.

B. Esas instrucciones nos servirán hoy para conservar la relación con nuestro Padre celestial.

Exposición

I. Una vez que llegaran a Canaán, los israelitas debían hacer algunas cosas para permanecer allí.

A. Debían quitar de la tierra toda marca de idolatría (Deuteronomio 12:1-6; 18:9-14).

B. Debían esforzarse en conservar la pureza (Deuteronomio 7:3-6; 22:9-11).

C. Debían poner su confianza en Dios en vez del hombre (Deuteronomio 17:14-20).

D. Debían enseñar a la próxima generación (Deuteronomio 6:6-15; 11:18-25).

II. Una vez que llegamos a Cristo, debemos hacer algunas cosas para conservar nuestra esperanza en Él.

A. Debemos esforzarnos en practicar la religión pura (Santiago 1:27; Jeremías 7:1-7).

B. Debemos conservar la santidad y separarnos de las prácticas del mundo alrededor nuestro (Juan 15:19; 17:14-17).

C. Debemos aprender a confiar en Dios para recibir liberación (2 Pedro 2:4-9).

D. Debemos enseñar a nuestros hijos (Efesios 6:1-4).

Conclusión

A. ¿De qué nos sirve esforzarnos en perder peso, pagar nuestras deudas o alcanzar otra meta si cuando la alcanzamos finalmente no hacemos nada para conservarla?

B. Si su deseo es “morar en la casa de Jehová por largos días” (cf. Salmos 23:6), nunca cese de seguir al Pastor que le guía.

El Primer Adán y el Postrer Adán

El Primer Adán y el Postrer Adán

El Lugar de la Salvación

El Lugar de la Salvación