“No Es del Hombre”

“No Es del Hombre”

Lectura bíblica recomendada: Jeremías 10:18-25

Introducción

A. Una vez Jesús dijo: “si el ciego guiare al ciego, ambos caerán en el hoyo” (Mateo 15:14). Vemos la verdad de este enunciado todavía en el tiempo moderno.

B. No se obtiene la gracia y el conocimiento que produce salvación por medios humanos, sino celestiales (Gálatas 1:12; 2 Pedro 1:20-21).

Exposición

I. El camino correcto “no es del hombre”.

A. Cualquiera puede equivocarse, incluso los educados (Hechos 9), la mayoría (Mateo 7:13-14), e incluso la gente muy religiosa (Mateo 26:57et.seq.; Hechos 17:22et.seq.).

B. El camino humano es fundamentalmente equivocado (Proverbios 14:12; Isaías 35:8).

C. Solamente Dios nos puede dar la luz adecuada para nuestro camino (Salmos 119:105).

II. No debemos poner nuestra fe “en el hombre”.

A. Incluso los hombres más fieles pueden tropezar (Romanos 3:23).

B. Si ponemos nuestra fe en los hombres, seremos desilusionados, y nuestra fe solamente llegará a ser tan fuerte como tal fundamento (Salmos 118:8; Jeremías 17:5).

C. Funde su fe en Jesús, y esta será una fe fuerte (Hebreos 12:1-2).

III. El Señor conoce lo que hay “en el hombre” (Juan 2:23-25).

A. Dios no mira como el hombre mira (1 Samuel 16:7).

B. ¿Qué es lo que el ojo que mira todo (Hebreos 4:12-13) puede ver en usted?

C. Salomón dijo que “Dios traerá toda obra a juicio, juntamente con toda cosa encubierta, sea buena o sea mala” (Eclesiastés 12:14).

Conclusión

A. Pablo escribió a los corintios cuya unidad estaba siendo socavada por la preferencia de predicadores: “Así que, ninguno se gloríe en los hombres; porque todo es vuestro” (1 Corintios 3:21).

B. Si pone su confianza en los hombres, caerá, pero si pone su confianza en Jesús, ¡puede superar todas las cosas a través de Él!

Agua Viva

Agua Viva

“Entre Tanto que el Día Dura”

“Entre Tanto que el Día Dura”