Una “Experiencia Cercana a la Muerte” y “Cómica”

Una “Experiencia Cercana a la Muerte” y “Cómica”

Un sitio noticiero reportó la historia de un niño de cuatro años de Apple Valley, Minnesota, quien, supuestamente, tuvo una “experiencia cercana a la muerte” mientras le realizaban una cirugía de bazo. Como muchos “testificaron”, el pequeño Jeremy vio a Jesús y a algunos miembros de su familia. Su experiencia causó que se le diera un contrato para un libro (“Niño Reporta…”, s.d.).

La parte “cómica” en cuanto a la “experiencia” de Jeremy es que él no vio a su abuela en el cielo. Su madre, Brenda, dijo que el día que él “regresó” fue el “más maravilloso de sus vidas”, hasta que él mencionó que no había visto a la abuela en el “cielo”. Él mencionó a varios familiares, pero no a su abuela.

Brenda preguntó a Jeremy si había visto a la abuela. Él respondió: “Ella no está allí”. La sonrisa de ella se esfumó, y todo el consuelo que ella había tenido desde la muerte de su madre también desapareció. Dos días después la familia preguntó otra vez al pequeño niño. Su historia fue la misma: algunos familiares estaban allí; la abuela no estaba allí.

Esta “revelación” ha dividido a la familia. Algunos dudan de que Jeremy realmente haya tenido una experiencia cercana a la muerte. Otros sugieren que la abuela estaba “afuera” en un encargo que Dios le había dado y que por eso el niño no le vio. Otros se preguntan si es que la abuela realmente era una cristiana. Otra hija, Beatrice, ha estado tratando de recordar si la abuela incluso clamó “tener a Cristo o no”. Ahora, cuando estos miembros de la familia miran las fotos de la abuela, se sienten llenos de dolor y angustia. Otros incluso desean que Jeremy no hubiera ido al “cielo” en absoluto.

Beatrice concluyó el reporte noticiero con la siguiente declaración: “Aunque esto fue maravilloso para él, el resto de nosotros se está volviendo loco. Me gustaría que alguien pudiera regresar al cielo y averiguar esto para estar completamente seguros” (“Niño reporta…”, s.d.).

Siento lástima por el dolor de esta familia. Pero si se considera la enseñanza bíblica, se puede ver que este evento también es algo “cómico”. Las experiencias cercanas a la muerte no son bíblicas. Cuando Dios realmente dio a una persona (Pablo) una experiencia “fuera del cuerpo”, específicamente le dijo que no dijera a nadie lo que había visto: “Y conozco al tal hombre (si en el cuerpo, o fuera del cuerpo, no lo sé; Dios lo sabe), que fue arrebatado al paraíso, donde oyó palabras inefables que no le es dado al hombre expresar” (2 Corintios 12:3-4).

Por otra parte, a lo que debemos aferrarnos no es al destino eterno de nuestros abuelos. Debemos aferrarnos a nuestra relación con Dios. Nuestra relación con Dios a través de Cristo es lo que marca la diferencia.

La Biblia habla muy poco en cuanto al paradero eterno de las personas. Enoc y Elías fueron arrebatados por Dios. Dios sepultó a Moisés, quien apareció con Elías y Jesús en el Monte de la Transfiguración (Mateo 17). Pero hasta donde sabemos, el destino eterno de la mayoría de hombres y mujeres de la Biblia permanece siendo un misterio completo.

Finalmente, nuestra relación con Dios en la Tierra y nuestra felicidad en el cielo no dependerá del lugar donde los miembros de nuestra familia pasen la eternidad. Nuestra relación con Dios es personal, y no puede depender de otros. Jesús sugirió que nuestra felicidad en el cielo dependerá del poder de Dios (Mateo 22:29). Él puede asegurarse de que seamos felices, independientemente de los que estén allí o no.

[Nota del Editor: Este artículo no tiene la intención de poner en duda la sinceridad de este pequeño niño. De hecho, el interés de la familia por recibir un “reporte” diferente y la repetición consistente del niño sugieren que él estaba actuando con sinceridad. Sin embargo, se debe considerar que los niños, especialmente los niños pequeños como Jeremy, son criaturas inocentes que viven en un mundo de fantasía en el cual a veces les es difícil determinar la realidad de lo imaginario. Los medicamentos involucrados en el procedimiento de cirugía pueden haber contribuido a que el “sueño” del niño se sintiera muy real. (Personalmente he tenido una cirugía a una edad temprana, y he visto en mi “sueño” cosas que parecían muy reales. Lamentablemente mi “experiencia” no fue tan agradable como la de Jeremy, ya que mi sueño estaba lleno de grandes arañas). Los cristianos debemos ser menos ingenuos que los niños. La Biblia es nuestro único estándar de verdad, y ella no sostiene o sugiere que hoy la gente pueda atravesar el umbral de la muerte y regresar a la Tierra para contar sus historias “celestiales” o para advertir a sus seres queridos (vea Lucas 16:19-31; Hebreos 9:27). Ya que lo que está más allá de la muerte es algo desconocido para el hombre, se debe evitar que nuestra curiosidad por lo que no ha sido revelado nos lleve a creer en fantasías o a alejarnos de la Palabra confirmada].

Referencia

“Niño Reporta: ‘La Abuela No Está en el Cielo’” [“‘Grandma Not in Heaven’ Boy Reports”] (sine data), Lark News, http://www.larknews.com/archives/2936.

Lidiando con la Tentación Sexual

Lidiando con la Tentación Sexual

¿Indica Génesis 4 que Dios Creó a Otros Seres Humanos Aparte de Adán y Eva?

¿Indica Génesis 4 que Dios Creó a Otros Seres Humanos Aparte de Adán y Eva?